Falleció el Cardenal Bevilacqua que fue por 15 años, hasta 2003, Arzobispo de Filadelfia

 

Ciudad del Vaticano (Jueves, 02-02-2012, Gaudium Press) "Con gratitud por sus años de ministerio episcopal entre el rebado de Cristo en Filadelfia, por su larga trayectoria de compromiso con la justicia social, el cuidado pastoral de los inmigrantes y su experta contribución para la revisión del Derecho Canonico los años posteriores al Concilio Vaticano II"; con estas palabras Benedicto XVI recuerda en un telegrama de pésame al Cardenal Anthony Joseph Bevilacqua, Arzobispo emérito de Filadelfia, Estados Unidos, que murió el pasado martes.

El purpurado falleció a los 88 años en su residencia privada, después de una larga enfermedad. Nació el 17 de junio de 1923 en Nueva York, hijo de inmigrantes italianos originarios de Pulía. Ordenado sacerdote en 1949, perfeccionó los estudios graduándose en Derecho Canónico en la Pontificia Universidad Gregoriana. Además, obtuvo un diploma de Maestría en Ciencias Políticas en la Columbia University, y otra graduación en Derecho Civil en la St. John University de Queens, Nueva York.

En 1980 fue nombrado por el Papa Juan Pablo II auxiliar de Brooklyn, después de tres años es designado como obispo en la Diócesis de Pittsburgh. En 1988 se volvió Arzobispo de Filadelfia, ministerio pastoral que cumplió hasta el momento de jubilarse en el 2003. Fue hecho cardenal por el Papa polaco en el Consistorio del 28 de junio de 1991.