Parroquia madrileña abrirá culto a la Divina Misericordia

 

Madrid (Martes, 23-04-2019, Gaudium Press) Un lugar de culto dedicado al Divina Misericordia se abrirá este sábado 27 de abril en Madrid. Se trata de la parroquia de San Sebastián, situada en la calle Atocha 39, donde el Cardenal Carlos Osoro, Arzobispo de Madrid, entronizará una imagen de la Divina Misericordia, en la víspera de su fiesta.

Divina Misericordia Eugenio Kazimirowski.jpgLa entronización tendrá lugar en el marco de una Eucaristía que presidirá el purpurado a las 12:00 horas. Al término de la celebración la hermana sor Mijaela Kas, superiora de la Congregación de las Hermanas de Jesús Misericordioso de Vilna, Lituania, ofrecerá un testimonio sobre la Misericordia Divina.

La imagen es un lienzo obra del Padre Ricardo García González, vicario parroquial de San Sebastián, que es copia fiel del original que fue pintada por Eugenio Kazimirowski, según indicaciones que dio Santa Faustina Kowalska, a quien Nuestro Señor le reveló la devoción a la Divina Misericordia. La pintura original fue terminada en el año 1934 y es venerada en el Santuario de la Divina Misericordia en Vilna.

La obra muestra a Jesús tal como sor Faustina lo vio el 22 de febrero de 1931, cuando se hallaba en su celda en el convento de Plock, Polinia. Jesús aparece vestido en túnica blanca y descalzo, y su mano derecha se halla en actitud de bendecir. De su corazón manan rayos luminosos de tonos blanco y rojo.

Esta imagen podrá ser venerada por los fieles todos los días desde las 9:30 hasta las 13:00 horas, y desde las 18:00 hasta las 20:30. Cada viernes habrá exposición del Santísimo Sacramento en honor a la Divina Misericordia a partir de las 12:30 hasta las 14:45, cuando se cante la hora nona. A las 15:00, hora de la Misericordia, se rezará la Coronilla a la Divina Misericordia.

Día de la Misericordia

Varias son las gracias que se obtienen en el Día de la Misericordia, instituido por San Juan Pablo II en el año 2000, para que se celebre cada año durante el segundo domingo de Pascua.

"Es importante que acojamos íntegramente el mensaje que nos transmite la palabra de Dios en este segundo domingo de Pascua, que a partir de ahora en toda la Iglesia se designará con el nombre de ‘domingo de la Misericordia divina' (...) Cristo nos enseñó que ‘el hombre no sólo recibe y experimenta la misericordia de Dios, sino que está llamado a usar misericordia' con los demás: ‘Bienaventurados los misericordiosos, porque ellos alcanzarán misericordia' Y nos señaló, además, los múltiples caminos de la misericordia, que no sólo perdona los pecados, sino que también sale al encuentro de todas las necesidades de los hombres. Jesús se inclinó sobre todas las miserias humanas, tanto materiales como espirituales", señaló el santo el 30 de abril de aquel año, cuando canonizó a Santa Faustina Kowalska.

A ella Nuestro Señor le aseguró sobre la imagen de la Divina Misericordia: "Con esta imagen colmaré a las almas de muchas gracias. Por eso quiero que cada alma tenga acceso a ella".

Jesús, también dijo a la santa polaca: "Deseo que la Fiesta de la Misericordia sea refugio y amparo para todas las almas y, especialmente, para los pobres pecadores (...) Las almas mueren a pesar de Mi amarga Pasión. Les ofrezco la última tabla de salvación, es decir, la Fiesta de la Mi Misericordia. Si no adoran Mi Misericordia morirán para siempre".

Tal como manifestó Nuestro Señor, quien se acerque en el Día de la Misericordia a la Fuente de Vida, "recibirá el perdón total de las culpas y de las penas", ya que ese día "están abiertas las entrañas de Mi Misericordia. Derramo todo un mar de gracias sobre aquellas almas que se acerquen al manantial de Mi Misericordia (...) que ningún alma tenga miedo de acercarse a Mí, aunque sus pecados sean como escarlata".

Con información de la Archidiócesis de Madrid y "La Divina Misericordia en mi alma"- Diario de Santa María Faustina Kowalska.